Sigo en los maravillosos años 20. Elsa Schiaparelli.

Hoy os hablo de esta maravillosa diseñadora Italiana.

Elsa eligiendo sombrero para una de sus modelos en 1951

Elsa, eligiendo sombrero para una de sus modelos en 1951

Tengo una boda en Junio y buscando imágenes para un vestido largo que tengo que coser, encontré referencias de esta gran señora.

He leído, que durante muchos años ella se afinco en París, y que como tantos otros magos, de las tijeras, creo escuela en la moda de los 20 y los 30; no solo por coser, ella desde su taller quiso abrir un mundo de arte ligado a la vanguardia del siglo, dotada de un sentido del humor y una actitud super positiva hacia la vida, hicieron de sus creaciones únicas verdaderas piezas de museo y abrieron infinitas posibilidades de expresión a la moda femenina.

Vestido esqueleto, creado en 1938 por Elsa Schiaparelli y Salvador Dalí.

Vestido esqueleto, creado en 1938 por Elsa Schiaparelli y Salvador Dalí.

Su padre, profesor de lenguas orientales, le recomendó estudiar filosofía, dado que era una niña muy despierta, avispada y parlanchina. así hizo al acabar se casó y se marcho a vivir a New York. Pero en 1920 se traslado a París, tras haber sido abandonada por su marido.

Dado sus escasos recursos económicos, empezó a leer revistas de costura y patrones; cosiendo así sus primera ropa. El frió de París le llevo a crear el jersey de cuello trope-l´oeil  que le tejió un mediero armenio y que fue el primer encargo de un comprador para unos grandes almacenes (sorry no conseguí el nombre del almacén)

Shiaparelli jerséis 1927-1928

Shiaparelli jerséis 1927-1928

En 1928 abrió su tienda de ropa deportiva, Pour le Sport y el año siguiente inauguró su propio salón de moda femenina. en 1930, su amor por la novedad, y su sentido de hacer divertido el echo de vestirse se manifiesta en unos talleres en los que trabajaban 2000 empleados, se comenta que era el sitio mas demandado para trabajar en la ciudad durante mas de una década.

Situado en Place Vendôme, fachada se su taller y showroom.

Situado en Place Vendôme, fachada se su taller y showroom.

Rodeada de un ambiente de artistas e intelectuales, participaba incluso en los corillos del nuevo movimiento de la época, como el cubismo y el surrealismo; comentan que entre copas y risas ella animaba a Salvador Dalí y a Jean Cocteau a crearle diseños y tomó del pintor Chistian Bérard su famoso color “rosa shocking”.

Las dos caras, un trabajo con la colaboración del artista y amigo Jean Cocteau.1937

Las dos caras, un trabajo con la colaboración del artista y amigo Jean Cocteau.1937

Vestido en color rosa shocking de 1940.

Vestido en color rosa shocking de 1940.

Dentro de las múltiples invenciones, ella destaco en la bisutería, aplicar lentejuelas a todo lo que fuera posible y los botones echos de falsas joyas. En este caso con ayuda del Schulmberger.

Para muestra unos botones.

Para muestra unos botones.

Dentro de en su vida de hiperactividad empezó a teñir pieles, bordar jerséis con pedrerías maravillosas, invento mangas surrealistas, se inspiro sin cesar en el arte egipcio, y arriesgo la primera en colores fosforescentes, coloco cremalleras a la vista, creó sombreros casi dedicados a Laidy Gaga, desde helados a chuletas de cerdo. No hay que olvidar que el humor era uno de los núcleos de su vida.

También se inspiro en el circo, para según ella crear sus mejores piezas, se inspiro en las paginás de los periódicos, se obsesiono con los símbolos del zodiaco.

Helena Rubinstein, en  1938, con un diseño de Elsa, de su colección Circus.

Helena Rubinstein, en 1938, con un diseño de Elsa, de su colección Circus.

Su irreverencia, fue rechazada por su gran enemiga Coco Chanel, pero admirada y celebrada por el mundo del arte. Yo creo que abrió mil caminos nuevos al futuro de la moda y al miedo a arriesgar.

Llego a las grandes masas a través de sus perfumes, como pueden ser Shocking, Zut o Succes Fou. Las botellas eran preciosidades llenas de color, que toda mujer con dinero, quería tener en su baño.

Perfume Schiaparelli, precioso frasco.

Perfume Schiaparelli, precioso frasco.

La segunda guerra mundial, resto alegría y humor a la vida de Elsa; se vio obligada a regresar a Estados Unidos; donde dicen casi cae en una depresión. Años mas tarde y con las secuelas de la guerra que cambio el mundo regreso a París en 1945. Derrotada por el revival Coco Channel y el new look marcado por mi admirado Balenciaga. Mato su creatividad, a favor de una moda mucho mas seria y trascendente.

En un show de serpientes en el baile anual, en la Escuela de bellas Artes de París, el 11 de junio de 1949.

En un show de serpientes en el baile anual, en la Escuela de bellas Artes de París, el 11 de junio de 1949.

En 1954 cerró su firma, aturullada por sus deudas y el poco apoyo que manifestaron algunos amigos hasta esa fecha; publico su biografía, Schocking Life. y se retiro a vivir a caballo entre Túnez y París, intentando recuperar su precioso humor hacia la vida.

Libro Schocking Life.

Libro Schocking Life.

Seguro que mas que una nos sentimos algo identificadas con ella. Luchadora y creativa.

dicho

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: